fbpx
  1. La bicicleta no es un juguete
    La bicicleta es un vehículo tan respetable en la vía como todos los demás, no necesitamos esperar al domingo de ciclovía para usarla. Aunque pensándolo bien, andar en bici es suficientemente divertido como para catalogarla como el mejor juguete jamas creado.
  2. Tampoco estamos haciendo ejercicio
    Aunque sea uno de los beneficios la bicicleta es nuestro medio de transporte. Tenemos derecho usar las vías más allá del deporte y el ocio.
  3. Hay que aceptarlo, algunos estamos gorditos
    El hecho de que usemos la bici no nos convierte en atletas, la molesta pregunta de ¿y si montas bici por qué no adelgazas? A parte de ser superficial, ignora el hecho de que la salud va más allá de parecerse a los modelos de las revistas.
  4. No vamos lento
    Vamos a la velocidad correcta en la ciudad, si sientes que una bicicleta ‘obstruye’ tu paso, primero voltea a ver cuantos carros están mal parqueados en las calles o están siendo usados por sólo una persona (podrías ser tu mismo), ocupando mayor espacio que nuestra bicicleta.
  5. Nos molesta la gente incumplida
    Cuando tienes bici entiendes que llegar a tiempo no se trata de velocidad, sino de planeación.
    Es así como te obligas a tener una agenda realista y haces compromisos con suficiente tiempo para no dejar esperando a nadie. Cosa que no pasa con quienes tienen auto, pues a pesar de que todos los días están en trancones y se frustran buscando donde parquear, salen a cumplir sus citas casi al limite «porque su auto los lleva ‘más rápido»
  6. Si, sudamos
    Parte del beneficio físico que trae la bici es que nos hace transpirar un poco, sabemos que a veces resulta incómodo para los demás, por eso llegamos un poco mas temprano a nuestras reuniones a buscar donde arreglarnos un poco, pero perfectos como los avisos publicitarios no vamos a quedar.
    Si llegamos sobre el tiempo y no alcanzamos a arreglarnos, espero nos sepan disculpar.
  7. Nos molesta la publicidad de carros
    La publicidad de automóviles es ciertamente aberrante, pues a parte de mostrar imágenes mentirosas de calles sin trancones, muestran el auto como la realización del ser humano.
    Aunque nos da la oportunidad para explicar a la familia el porque ya la frase no es ‘casa, carro y beca’ sino ‘familia, sociedad y paz’.
  8. No somos una moda (somos una revolución)
    La publicidad ha puesto a los cilistas urbanos de moda pero… seriamente, dejen de mostrar sus modelos perfectos usando bicis sólo para mostrarse ‘chic’ Usar la bici es una decisión realmente importante, de hecho si la mayoría las usará el impacto ambiental, de salud pública y económico sería suficiente para cambiar el mundo.
    Si van a usarnos como modelos, tengan el coraje de asumir ustedes mismos (publicistas y empresarios) nuestro estilo de vida.
  9. Si en ‘renders’ nos vemos bonitos, en la vida real somos hermosos
  10. Necesitamos parquear!
    Uy que chevere estas cuidando el planeta, haces deporte y llegas temprano a nuestras reuniones pero oops, nuestra empresa no tiene donde puedas parquear tu bici, es decir, aquí también somos ecologistas de dientes para afuera como la publicidad de moda.
    Por favor, destina unos metros para los ciclistas urbanos que visitan tu oficina, incluso algunos de tus colaboradores se une al movimiento viendo como lo apoyas.

Una mas!

  1. Y no, no nos sabemos la biografía de Nairo
    A que te pregunto en la esquina cómo va la fórmula 1, o de que quedo Montoya el fin de semana! bueno, pues nosotros sabemos lo mismo que ustedes del tour de Francia o España. Claro nos emocionamos con los triunfos de Nairo, pero mas nos entristece la ambigüedad de un país que alienta a sus ciclistas deportistas, pero le tira el carro a los ciclistas urbanos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *